sábado, 22 de junio de 2013

Es Casa Blanca y por eso no van a encontrar a Humphrey Bogart...












A los montevideanos que gusten recorrer el país, a nuestros hermanos latinoamericanos que cada vez más frecuentemente incursionan en bellos parajes de Uruguay, y a los turistas del mundo, ávidos de realidades naturales, invitamos a agendar la visita a Casa Blanca, un pueblito encantador situado a 13 kilómetros de la ciudad litoraleña de Paysandú. 

Imaginen una localidad de tan sólo 400 habitantes donde, sin embargo, funciona ininterrumpidamente desde hace doscientos años el Frigorífico Fricasa, un baluarte de la actividad primaria del país. Escuela y Liceo también presentes en la comunidad, sosteniendo, como todos los pobladores, la tradición histórica del lugar, que tuvo decidida participación en la heroica defensa comandada por el Gral. Leandro Gómez contra los invasores de turno en la Banda Oriental. De aquellos tiempos data también una pulpería, que ha sido remozada y funciona como restaurante. 

Pero no sólo de Historia vive este pueblito singular. Desde hace dos años y medio se ha instalado en el club un grupo cultural increíble “Saladero 19”, amorosamente empeñado en generar conocimiento, recreación, identidad, -formación integral, diría yo- por aquello de que el arte debe ser un bien social.
Para ello imparten talleres artísticos, de filosofía, de deportes; ciclos de cine especialmente dirigidos a los niños; tertulias, debates, teatro, actuaciones de figuras nacionales e internacionales,...en fin, lo que ustedes puedan imaginar, aunque... aunque... tal vez no llegue tan lejos su fantasía como para suponer que hayan sido distinguidos con la invitación al III Festival Internacional de Monólogos en la ciudad de Cali, Colombia que se llevará a cabo a finales de Agosto de 2013. Ahí presentará su proyecto PERFECCION, obra que se estrenó el año pasado; Saladero 19 ha convidado a la actriz Laurita Troncoso para interpretar en esta comedia de humor negro, el personaje de Verona.

"Verona es una mujer que se ha practicado 47 cirugías estéticas y cuando llega el momento de hacerse la número 48, recibe el ultimatum médico que le advierte sobre el riesgo de morir en la operación. Verona entonces debe decidir si acepta operarse y continuar con la búsqueda de la perfección física que tanto anhela o, finalmente aceptarse como es".












Esta organización de eventos culturales está gestionada por Salomón Reyes, a quien no tenemos el placer de conocer personalmente pero con quien ya nos une ese vínculo impresionante de una misma ideología social y cultural. Ética y estética van de la mano de sus pasos.

Como ya les anunciamos, no se trata de Humphrey Bogart pero vastísimo y admirable es el currículum de este hermano mejicano: ha realizado cortometrajes, documentales, videoartes y más de sesenta montajes escénicos multimedia en diferentes países, entre los que destacan Mikroteatro, en Berlín, y El Río de los Cielos, en Ecuador, pero también en Canadá, Chile, Cuba, Colombia, Costa Rica, Argentina, Uruguay y México.
Participó  como actor en películas mexicanas premiadas a nivel nacional e internacional (y en otras que según él es mejor olvidar), obteniendo varias veces el apoyo del FONCA (Fondo Nacional para la Cultura y las Artes de México) y del Programa IBERESCENA.
Como escritor, además de realizar guiones cinematográficos incursionó en el cuento y la dramaturgia. En 1998 publicó Manada de monstruos y otras parvadas, una plaquette de cuentos fantásticos y horror. En 1999 obtuvo con su cuento Medio Oriente el primer premio en el concurso de Humor Negro de Morelia, México.
En  2001, su cuento de terror La pintada fue publicado y traducido al hindi en Kerala, India. Como dramaturgo ha escrito once obras de teatro, montadas ya en diferentes países.
Actualmente termina su último cortometraje de ficción, La conspiración, y realiza un documental sobre la Feria Internacional del Libro de San José.

Para un contacto más directo, les recomendamos ingresar a www.saladero19.com.

Por último, compartimos un comentario que leímos en http://tallermecontasunahistoriadale.blogspot.com/ , a raíz de una entrevista que se le realizara, capaz de transmitir su postura y su especial sensibilidad. Dice así:
“No obstante, constata (Salomón Reyes)  un desamparo cultural en el interior del territorio uruguayo, que lo convierte paradójicamente en tierra de oportunidades: «Todo está por hacerse».
Ve como un déficit que no existan en el interior escuelas superiores de arte.
Opina que se potencia la costumbre, la tradición gauchesca, carnavalesca y el fútbol, pero se pasan por alto expresiones más estéticas, como el desarrollo escénico o la experimentación audiovisual. En contrapartida, valora que Uruguay es un país con índices de violencia muy bajos. Está convencido de que el uruguayo promedio se muestra ávido y expectante de que alguna revolución cultural lo avasalle de vez en vez.”








¡Que así sea, querido Salomón!





¡Y GRACIAS, por haberte animado a “semillear”, en Casa Blanca, el rojo de tu pasión por la Vida!





Publicar un comentario