jueves, 20 de julio de 2017

Otro Premio Internacional para nuestra querida isabelina Graciela Vargas.


En el lapso de los últimos dos años, Graciela ha sido reconocida, a nivel nacional y en el exterior, con más de ciento cincuenta premios, por lo cual figura en diversas antologías (de varias, hemos dejado registros en nuestros blogs, oportunamente). 

Nunca ha escrito estimulada por el mero propósito de alcanzar una ubicación satisfactoria en algún Concurso Literario; escribe porque es una apasionada creadora, escribe porque es una incansable observadora del mundo y de sus habitantes y se propuso, desde muy joven, dejar una constancia más que contemplativa de tal intención. Estas premiaciones son, en realidad, una proporcional consecuencia de ese íntimo compromiso con la escritura y con el tiempo histórico que le tocó en suerte (a veces, no basta sostener públicamente una postura política si no se es capaz de accionar, desde la intimidad de la convicción evidenciada por el lenguaje -el artístico en especial-, a favor de los más vulnerables, de los invisibilizados, de los que no figurarán en los catálogos de la Historia oficial; sobre ellos y ellas escribe Graciela, sobre sus miserias y sus riquezas; en fin, una elección y una acción constructoras de zonas muy significativas de nuestra identidad son las de Vargas).

Esas dos actitudes no son producto de su pertenencia a este Centro. Ningún Taller dota a sus integrantes de tales atributos; son inalienables. 
Es cierto que, desde su ingreso y hasta hoy, siempre con su talante de humildad, ha podido organizar sus naturales saberes y ha logrado munirse del conocimiento de otras técnicas, aportes menores cuando la sensibilidad es optimizada por el trabajo constante, como el que despliega con la formalidad que corresponde a su compromiso personal con el Arte. 
Para quienes dudan de la efectividad de un Taller A Distancia, pueden hallar en este caso una óptima condensación de las competencias pertinentes a ambos actores.

Este Centro aplaude con verdadera alegría este nuevo reconocimiento otorgado a Graciela Vargas y, honrado por sus aptitudes humanas y artísticas, agradece la confianza con que continúa distinguiéndonos.

Tanto la Televisión como la Radio locales
rindieron homenaje a Graciela
por su trayectoria.






A.E.D.I. isabelino hizo lo propio.







Publicar un comentario